Rafael Palmeiro y Juan González: Estarán en el Salón de la Fama?


palmeiro.jpg 

Parece que fue ayer que en la ciudad de San Francisco estaban celebrando la coronación de sus Gigantes como campeones del mundo del béisbol grande.

 

Tenian todas las de celebrar en grande siendo el primer campeonato de la franquicia desde que llegó hace seis decadas atras de Nueva York.

 

El calendario corre raudo y veloz y a estas fechas estamos a solo cinco semanas de comenzar los entrenamientos primaverales con la llegada de los lanzadores y receptores a los campamentos de sus respectivos conjuntos.

 

Es con el inicio primaveral que todo arranca para una temporada más y los Gigantes son simplemente llamados los reinantes defensores.

 

Es con la iniciación de los entrenamientos que en ocasiones nos da por mirar hacia atras y los que llevamos  tiempo en la cobertura del deporte del guante y el bate por nuestras labores periodisticas siempre tenemos un sín número de recuerdos.

 

Uno de esos recuerdos viene a la memoria en 1989  cuando fuí al campamento de los Rangers de Texas en Port Charlotte (Florida) para una entrevista con Rafael Palmeiro.

 

En el camerino tan pronto termine la entrevista el mismo Palmeiro me charló que le chocaba que siendo de Puerto Rico no tenia en mi libreta de asignaciones a un novato que el entendia iba ser un gran pelotero y posiblemente uno de los mejores en la decada a venir de los 90′.

 

Ese novel era Juan González. Bien recuerdo el “Igor” nos dió tremenda entrevista. La primera de muchisimas en su carrera de 16 campañas en el gran circo.

 

Como el número del gran Roberto Clemente–el 21–ese es el número de años que han pasado desde aquella ocasión y ambos hoy día sus nombres son de discusión sí merecen o no estar en el salón de la fama.

 

Desafortunadamente ambos por el problema de los dichosos esteroides y sustancias prohibidas.

 

Este 5 de enero uno que fuese compañero de ambos el boricua Roberto Alomar recibió justicia de parte de los votantes escritores y fue exaltado a la inmortalidad.

 

La palabra justicia la utilizamos porque en realidad debió haber sido electo el año pasado en su primer turno de elegibilidad.

 

Este año Palmeiro y González estaban sus nombres por primera vez pero con ellos la historia es diferente.

 

El duo que fue uno de los más temidos en el béisbol cuando estuvieron juntos en la franela de los Rangers de Texas pudieron ver que definitivamente todos lo que han sido nombrados de una forma o otra por supuesto uso de sustancias controladas en sus carreras sus status no son nada de buenos con muchos de los votantes al gran pabellón.

 

Por un lado, Palmeiro vive la mala que en el 2005 dió positivo al suplemento controlado de stanozolol que practicamente dió fin a su carrera.

 

Más muchos no han olvidado su infame ponencia ante el Congreso de los Estados Unidos ese 2005 que enfatizó y negó que nunca en su carrera habia utilizado alguna sustancia de cualquier tipo que le hubiese ayudado en su carrera.

 

Por el otro, González tiene la desdicha que le persiguen ún sín número de acusaciones de uso indebido de sustancias controladas en su carrera entre otras la mencionada en el libro Juiced de José Canseco.

 

En ese libro publicado en el 2005 Canseco relató que junto a González eran usuarios habituales de esteroides cuando jugaron en Texas.

 

Un gran pesar porque los números ofensivos puestos por ambos en los diamantes son de salón de la fama.

 

Palmeiro es uno de solo cuatro jugadores en la historia con sobre 3,000 hits y 500 jonrones conectados en las mayores. Entre honores fue cuatro veces Todo-Estrella; 3 veces Guante de Oro y obtuvo dos Bate de Plata.

 

Por otro lado, González terminó su carrera con 434 cuadrangulares y fue seleccionado en 1996 y 1998 como Jugador Más Valioso de la Liga Americana.

 

Ademas, el llamado en una época como “Juan Gone” por su enorme poder y kilometricos vuelacercas fue un tres veces Todo-Estrella y seis veces Bate de Plata.

 

Desafortunadamente González en los ultimos cinco años de su carrera apenas jugó en 148 partidos por lesiones principalmente por problemas en su espalda.

 

Con este asunto de las sustancias controladas cada quien tiene su opinión pero sí algun día pasa todo este huracan del dilema de los esteroides tanto Palmeiro como González son dignos de la oportunidad de estar algún día entre los inmortales en Cooperstown.

 

Tal como ahora Roberto Alomar está entre los grandes hay que ver que pasará con Palmeiro y González.

 

El tiempo nos dirá.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Follow

Get every new post delivered to your Inbox.

Join 48 other followers

%d bloggers like this: